miércoles, 30 de abril de 2014

Érase una vez... Tortilla de espaguetis



No es bonito sentirse diferente si ello significa sentirnos inseguros.

Érase una vez una Cuentista que trabajaba en una óptica, con personas con problemas de audición. Los problemas auditivos generan en la persona que los padece muchas inseguridades, aislamiento y en la mayoría de los casos mal humor.

Y malhumorado conocí yo a Mario Caracciolo, probablemente el paciente más optimista que conozco y el que mejor humor tiene. Pero el primer día me engañó.

Mario es un italiano que a sus 83 años todavía viste trajes claros, boina ligeramente caída sobre un lado y polos de rayas. La primera vez que nos vimos traía su audífono roto y cuando comenté con él que ese audífono ya era muy antiguo y no tenía reparación se enfadó muchísimo conmigo. Se dio la vuelta y me dijo que para lo que había que oír no quería hacer nada, que la solución era que los demás gritaran más y listo. Y se largó dejándome boquiabierta.

Dos hora más tarde me llamó Amalia, su mujer.

Amalia es una mujer menudita de altura, pero sabe poner firme al más “pintao”. Me dijo que su marido no iba a quedarse sin oír, que ya lo había hablado con él y que se iban a pasar juntos para buscar una solución.

Unos días más tarde vinieron los dos a verme a la óptica y a partir de ahí conocí al verdadero Mario, sonriente y completamente enamorado de su mujer. Un cocinero absolutamente maravilloso que adora los ingredientes, hablar de comida y su cocina de origen.

Cuando vienen suelen traerme algún plato preparado por Mario. Todos ellos irán pasando por aquí, algunos no los he probado preparados por él, pero la receta es suya… Debo agradecer a Amalia que nos traduzca algunos ingredientes porque cuando Mario habla de cocina… los ingredientes siguen teniendo nombre italiano. Igual que él.

De la despensa:




Para cuatro personas y sobra porque llena muchísimo.
250 gr. de espaguetis.
50 gr. de jamón york.
80 gr. de queso de nata.
50 gr. de queso rallado (pecorino o parmesano, por supuesto).
50 gr. de salchichón (pepperoni para Mario).
4 ó 5 huevos (dependiendo del tamaño)
Sal.
Aceite.

Manos a la obra:
1. Cocer los espaguetis con el sistema habitual, en agua con sal y aceite. Escurrir bien y reservar.
2. Cortar el jamón york y el salchichón. Reservar en un recipiente grande.
3. Cortar en trocitos pequeños el queso de nata, unirlo con el jamón york y el salchichón.
4. Añadir el queso rallado.
5. Batir los huevos con la sal y echarlos en el recipiente con la mezcla anterior.
6. Echar los espaguetis y remover todo para que los trocitos se mezclen con la pasta.
7. Calentar aceite en una sartén y cuajar como una tortilla, dando vuelta con un plato.

Moraleja: Os aconsejo ir despegando de los bordes de la sartén la tortilla mientras se cuaja. Y si pinceláis con aceite el plato en el que la vamos a voltear será mucho más sencillo que resbale y quede perfecta.
Yo además he añadido una pizca de pimienta a la mezcla, aunque Mario no me lo dijo.
Todos los ingredientes se pueden sustituir por otros, también se pueden añadir verduras, carnes, pescado...


Y colorín, colorado… ésta receta se ha acabado.

39 comentarios:

  1. Caro scrittore, io vi rivolgo in questa occasione per dire che sono stato sorprendidísimo per questa meravigliosa ricetta. Vorrei darvi ringraziare l'onorevole Mario. Sembra essere un uomo molto intelligente. Siete abbastanza fortunati da incontrare una persona come lui. Spero che il piatto successivo portato direttamente da Italia.

    Vorrei anche dire a Mario che sono nuovi per l'arte della cucina e apprezzo molto facili ricette.

    Devo anche dire che devo cambiare il formaggio per qualcosa che non sarà un arma di distruzione di massa per me. Crema di formaggio e parmigiano è impossibile per i miei gusti. Sembra che tu sei contro di me.

    Ho intenzione di preparare questo piatto alla prima occasione. Si sente da me presto.

    Mi scuso per il mio italiano, ma non ho pratica; P

    Cordiali saluti, il nuovo cheff.


    P.D.:¡La p*** madre lo que "macostao" escribir esto para que el traductor de google hiciera algo entendible!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No encuentro ningún icono que ponga ojos abiertos como platos por la sorpresa....

      Estimado cocinero novato (nuovi per l'arte della cucina). Me ha dejado usted pasmá. (ya ve que yo también hablo idiomas :p )

      Pensé que no se iba a tomar la molestia de mirar y contestar en una receta llena de quesos y ¿Cuáles han sido sus palabras? "arma di distruzione di massa per me".

      Teniendo en cuenta que en algún comentario anterior ha puesto que no soporta el queso ni la nata... Un queso de nata debe ser exactamente eso para usted: Un arma de destrucción masiva.

      Quiero hacerle llegar una petición, cómo ya sabrá siendo "cocinero novato" es realmente una situación incómoda que no nos enteremos de algo que al parecer todos saben.
      Muchos de los lectores del blog leen los comentarios y ya me han dicho en varias ocasiones que se lo pasan muy bien con los "puñales" que vuelan de un lado a otro. Tenga usted la delicadeza de volver a utilizar el traductor de google para todos nosotros y pegue el comentario que dirige a Mario en castellano...

      De ese modo las personas menos doctas que usted (yo misma) podremos enterarnos de todo...

      Atentamente, la Cuentista sorprendida.

      Por cierto, dígame si hay algún queso que encaje dentro de sus gustos y así podré decirle cómo hacer ésta receta. Me consta que tiene un hijo y si el pequeño es menos pejiguero que el padre... y come quesos... es posible que ésta receta sea un disfrute para él.

      Eliminar
  2. No tengo nasoluto ningún problema en traducir queste parole così facile. Perdón se se me va la cabeza a la otra orilla del Medirerráneo.

    Estimada Cuentista, me dirijo a usted en esta ocasión para decirle que estoy sorprendidísimo por esta maravillosa receta. Me gustaría que le diera las gracias al señor Mario. Parece que es un hombre muy inteligente. Tiene usted mucha suerte de haber encontrado una persona como él. Espero el siguiente plato traído directamente desde Italia.

    También quisiera decir a Mario que soy novato en el arte de la cocina y que agradezco las recetas fáciles.

    Debo decir también que tengo que cambiar el queso por algo que no sea un arma de destrucción masiva para mí. Queso de nata y parmesano es imposible para mi paladar*. Parece que está en mi contra.

    Tengo intención de preparar este plato tan pronto como sea posible**. Tendrá noticias mías pronto.

    Disculpas por mi italiano, pero hace tiempo que no lo practico ;P

    Un cordial saludo, del cocinero novato.

    El "P,D." no creo que sea necesario traducirlo.

    Hecha ya la traducción paso a las aclaraciones:

    * Solo puedo probar el queso de bola y la mozarella. Me gustaría que me gustara (valga la rezumbancia) todo tipo de quesos, pero no puedo señora cuentista. Me criaron con Pelargón, nunca he querido averiguar los motivos de mi rechazo y tampoco sé si fue antes la gallina o el huevo. Dígame usted si podré preparar tan estupenda tortilla con estos dos tipos de queso.

    ** También quería contar que es posible que prepare tortilla con lo que ha sobrado de unos macarrones con carne que ha hecho mi madre hoy. Mantendré informado.

    Cordiali saluti.




    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hoy es fiesta y me encuentro en zona montañosa, apenas tengo cobertura y he leído todos los comentarios que hicieron ayer juntos, por ello supongo que habrá supuesto que puede utilizar otros quesos, o ninguno....

      Si ha podido sustituir espaguetis por macarrones y TODOS los ingredientes.... No veo necesario decirle que el queso de bola rallado quedará maravillosamente bien :))

      Eliminar
  3. Cuando llegue a la edad de Mario, espero llegar con su mal y su buen humor y con lo que parece una buena dosis de energía. Digo parece porque no le conozco, pero se desprende del rececuento.

    Si ya tiene su gracia ponerse a cocinar todos estos platos, añadirle un toque lingüístico inernacional es una idea aún mejor.
    Yo en italiano solo sé decir, ma que cosa fa y pizza. Eso sí, juntando los dedos en un punto, apuntando hacia arriba y moviendo la mano adelante y atrás con rapidez. Prometo repetir el gesto y las expresiones durante la elaboración.
    Como sigo buscando el cilantro, muy fácil de encontrar en primavera, espero poder preparar un menú de ensalada de salmón con guacamole y tortilla de espaguetis antes de fin de año. Más internacional no se puede, creo que para beber buscaré algo africano, para tocar otro continente.
    Por último, pero no menos importante, quisiera aclaración sobre qué es el queso de nata: ¿es requesón, es queso fresco? ¿Qué es, qué es?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me gusta mucho la imagen que te has formado de Mario, has acertado en todo. Eso significa que he contado bien el cuento.

      El sábado vinieron Amalia y Mario a la óptica y comenté con ellos el tema del blog y del cuento....se lo conté entre risas, porque vino justo en el momento adecuado, estaba pensando en ellos y en la tortilla cuando entraron por la puerta.

      Mario se puso tan contento al enterarse de la existencia del blog y de que iba a ser uno de los protas que me dio (en italiano) unas cinco recetas más.

      Cinco recetas, una de ellas venía emplatada directamente, Me traían un paquetito cuadrado, envuelto en papel de estraza y salía un olooooooooor.....un paquetito con algo que debéis probar todos, ya os contaré.

      El queso de nata es un queso tierno, que funde bien... Te vale cualquier queso tipo bola o havartti.

      Y el cilantro es fácil de encontrar ahora en las zonas de ensaladas y hierbajos. ¿Dónde estás buscando? ¿En ferreterías? De todos modos sin cilantro lo hago yo muchas veces y queda muy rico también.

      Y quiero verte con el gesto de los dedos, balbuceando italiano y cocinando al mismo tiempo.....

      Eliminar
    2. Al Amazonas, voy a buscar el cilantro en el amazonas, que tengo entendido que está lleno de hierbajos.
      Espero que lo del paquetito soporte bien el paso del tiempo, porque si todos debemos probar el mismo, igual se aja un poco, como el guacamole del Señor Gelete Cocineri Novati.

      Eliminar
    3. Quiero recordar que vives en Madrid, digo yo que en la capital de España será posible encontrar cilantro sin necesidad de ir al Amazonas.

      Para tu información te diré que el cilantro a simple vista puede parecerte perejil y en tu ignorancia (me callo el comentario irónico) puedes confundirlo ;P

      Y por último... lo que venía en el paquetito que trajo Mario no se estropeó por el paso del tiempo, desapareció rápidamente engullido en una cena. Para probarlo deberás seguir un blog llamado "Cuentos de sal y pimienta"....

      Eliminar
    4. Señor don Pablo, hágame llegar su dirección y en 24 horas tendrá un manojo de cilantro que no se lo salta un burro. He superado el trauma y puedo visitar al hindú sin ningún miedo, por lo menos para el cilantro. Veremos qué ocurre con próximos ingredientes que nos proponga la señora Cuentista.
      Saludos cordiales.

      Eliminar
    5. Sigo sin encontrar el cilantro y van 3 sitios diferentes. Las opciones del envío a distancia y del Amazonas cada vez parecen mejores.

      Eliminar
    6. Te leo y no quepo en mi....

      Aunque me consta que el guacamole está muy bueno también sin cilantro... se está convirtiendo en algo personal.

      El cocinero novato tiene portes pagados y lo tienes allí de un día para otro.

      Aunque no os conocéis (bueno, con lo que os escribís... dentro de ná os veo quedando) él te lo envía en cuanto abras esa boquita. Y lo puedes preparar sin tener que recorrerte todo Madrid.

      A mandar. Él está deseando enviártelo....

      Eliminar
    7. No pierdo la esperanza, mantendré la fe en los medios tradicionales unos días más. Y mi confianza en los mensajeros es muy limitada.

      Eliminar
  4. Inernacional = internacional

    ¿No se puede quitar el captcha para publicar comentarios, a todo esto?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Questo es totalmente imposibile.... Io no sabía hasta hace poco que salí, como administradora no me sale.

      Es un rollo, lo sé.

      Eliminar
    2. Sobre los captchas, he encontrado un par de sitios que explican cómo quitarlos. Supongo que la información seguirá vigente, o al menos te darán una pista:
      http://promisereprise.blogspot.com.es/2012/03/desactivar-captchas-en-los-comentarios.html
      http://lagatafugitiva.blogspot.com.es/2011/11/eliminar-el-captcha-de-tu-blog.html

      De nada :-)

      Eliminar
    3. Voy a intentarlo, acabo de darme cuenta de una cosa: confías en mi más de lo que yo creía.

      Sabes que me atasco una pizquita con esas cosas, todavía no sé cómo he conseguido crear el blog y lo que es más... ahora tengo un enlace con el Facebook que también he conseguido crear como "página pública". (me costó....)

      Estoy que me salgo....

      Gracias chivillo, por cierto, ¿Si no lo consigo podemos conectarnos por teamviewer y me lo apañas tú?... ¡¡Te envío cilantro y queso de nata en un paquetito a cambio!!

      Eliminar
    4. Ya está lo de los captchas... era muy sencillo.

      Gracias de todas formas chivillo, por recordármelo. Es incomodísmo tener que medio leer/medio adivinar lo que pone, si además intentas hacerlo desde un teléfono o una Tablet el autocorrector te hace la vida imposible.

      Eliminar
    5. Todos lo agradecemos, estoy seguro.

      Eliminar
  5. Estimada Cuentista, si me he de nuevo.
    No quiero irme a dormir sin comunicarle que no he hecho la receta, que la haré, pero sí una tortilla de macarrones boloñesa de la mía mamna. Ma qué cosa más linda!
    El señor Mario y usted me han descubierto un mundo por explorar. Ma qué cosa il mondo de las tortillas de cosas. E difichile de explicar cómo una cosa tan sencilla está tan rica. Imagino que cuando siga los pasos del señor Mario y los huevos no estén caducados el resultado debe ser espectacular.
    Me vienen a la mente tortillas de cocido, de cazón, tortillas de patatas en to crudo, tortillas de tortitas ( valga la rezumbancia) e incluso tortillas de coulis. Esto no ha hecho nada más que empezar señora cuentista.
    Reciba un cordial saludo (otro) del cocinero novato.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sabía que éste día llegaría, el día en que el alumno se lanzara....

      Me encanta la idea. Dos cosas:
      1. ¿No se mete huevo en el agujero de los macarrones?
      2. Me gustaría ver una foto de esa tortilla cortada, para ver cómo queda!!

      Así me gusta, variar y compartir.

      Por cierto ... Empieza a mezclar palabras en dos idiomas, si se mantiene ese comportamiento debería consultar con un profesional.

      Eliminar
  6. Precisamente de esta receta nos habló tu marido el otro día y se nos hacía la boca agua a Natalia y a mi . Hoy ya tengo otra cosa en proceso ( mis primeras lentejas....) pero prometo que la haré. Un beso enorme para la cuentista. Una delicia de blog ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Anita.... La receta es estupenda. Fácil y rica.

      Dentro de poco caerán por aquí unas lentejas también, seguro que las tuyas te van a salir estupendas :))

      Me encanta saberte por aquí, muchas gracias por el piropazo y ya me dirás que tal te han salido las lentejas.

      Un besito y recuerda que quiero foto de la tortilla cuando te animes a prepararla!!!!!

      Eliminar
  7. Qué quieres que te diga¡No me atrae esa mezcla! Quizás si estuviera en una isla abandonada le meto el diente.
    Esto es una variante de tortilla con sobras .
    Tu blog se está desmadrando , ¡Esto no es serio! ¿Cómo se llama ese idioma ? Italespa ( el corrector me pone ital spa ,jaja) ó espital

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Seoane, yo no conocía ni ésta receta ni la de tortilla de sobras y al publicarla, un amigo argentino me lo ha comentado. En su casa se hace mucho.

      El cocinero novato la hizo con unos macarrones boloñesa de "su madre" y por lo visto estaba deliciosa. Como ahora habla "algo parecido al italiano....no sé si me entenderá)

      Y te doy la razón en el desmadre.... Me lo temí desde la segunda entrada. En la primera todo fue "seriecito" y luego se me empezaron a sublevar.

      Cualquier día me impongo....no, mejor no... La vida ya es suficientemente seria, por eso el auto corrector se subleva también.

      Eliminar
  8. Estimada Cuentista, me dirijo a usted para relatarle mi experiencia con la tortilla de espaguetis y que así otros cocineros novatos como yo (no recuerdo bien si en alguna ocasión he dicho que soy novato en el arte de la cocina), no cometan los mismos errores; adelanto pues, que fue un auténtico desastre.
    Antes de relatar los acontecimientos, quiero recordar que unos días antes preparé una tortilla con macarrones de la mía mamma, macarrones a la boloñesa, vamos con carne y tomate. El resultado fue sorprendente, la tortilla estaba riquísima. Lo cuál me hizo venirme arriba con el tema de las tortillas. Dicen que cuanto más arriba subes, más fuerte será la caída; demostrado.
    La noche anterior a los hechos herví los espeguetis y dejé los ingredientes cortados. El queso, debido a mis ascos y tonterías varias, lo cambié por mozarella y queso de bola rallado. Para que la pasta no se apelotonara , eché un chorrito de aceite, removí (me chuscarré los dedos y la profundidad de mis huellas dactilares ha bajado unas micras) y guardé en una bolsa de congelado. Creo que fue lo único que salió bien. Como truco parece que no está mal.
    Al día siguiente estaba hasta nervioso. Iba a preparar la tortilla del señor don Mario. ¡Qué emoción! ¡Qué alboroto!...¡Qué chasco!
    Mezclo los ingredientes y bato los huevos. Primero cuatro, después cinco. Acabé poniendo seis huevos, ya que aquello se los bebía como si de una esponja se tratara. En ese momento le comuniqué a mi retoño que algo no andaba bien. Se mascaba la tragedia. Aún así lo eché a la sartén con un poco de aceite y plato para dar la vuelta también con aceite a pincel, todo preparado… Primera vuelta, buena pinta. Segunda vuelta, buena pinta. Pero lo voy a dejar más rato no vaya a ser que se quede cruda por dentro. Más rato en el fuego, fuego lento, fuego, medio. Otra vuelta más, no se me chuscarre como las huellas dactilares…
    He de reconocer que la saqué, apagué el fuego pero vi un poco de huevo crudo por el borde. Encendí el fuego, la volví a poner en la sartén y estuvo un rato más.
    Resultado: cruda.
    La pinta por fuera era estupenda. La puse inmediatamente frente a la cámara para hacerle la foto que después usted pondrá, supongo, en la correspondiente entrada de “todos escribimos cuentos”. Llegaba el momento de verla por dentro. El desparrame de espaguetis y huevos fue, cómo le diría yo señora cuentista, fue espantoso ver como se salía todo.
    Después de comérnosla cuajé lo que sobró con el microondas. Sigue allí en el frigorífico. No sé qué hacer con ello. Estoy disgustado. Snif, snif señor don Mario.
    Esperando que usted me aclare algo, se despide atentamente el novato de por vida, snif.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado cocinero novato,

      Me dirijo a usted sorprendida (como viene siendo habitual), en ésta ocasión la sorpresa se debe a que no sé que parte de CUATRO huevos para 250 gr. de espaguetis no le quedó clara.

      Utilizó 250 gr. de pasta y SEIS huevos, es decir un 50% más de lo debido :o

      Otro error fue utilizar queso mozzarela porque su contenido en líquido es mucho mayor que el parmesano que es un queso muy seco.

      Y el otro error fue que cuajó la tortilla con los espaguetis fríos. La pasta caliente ayuda a cuajar el huevo del interior de la tortilla. Al estar fríos el interior tardó mucho en coger temperatura y cuajar el huevo (LA CANTIDAD ENOOOOOORME QUE USÓ).

      Por todos estos motivos no es de extrañar que su tortilla rezumara huevo líquido. No se trata de que al mezclar todo la paste nade en huevo, tan solo debe tener la cantidad suficiente para formar una película exterior que sujete la forma.

      Espero haberme explicado bien y que haya entendido lo que creo han debido ser los errores cometidos.

      Tengo las fotos en mi poder y todos podremos ver las tortillas que ha preparado. Sobre todo... no desespere, tengo la absoluta seguridad de que si se atreve a repetir la tortilla, utilizará CUATRO huevos y los otros dos los dejará donde deben estar.

      Eliminar
  9. Los otros dos huevos a la nevera, junto con la tortilla experimental y el guacamole añejo. Espero que la postura no sea dolorosa.
    Como todavía no he hecho la tortilla, que la haré, puedo solazarme con las desdichas ajenas, en el convencimiento de que muy probablemente yo tenga mis propios percances, aunque esta experiencia ha sido esclarecedora. Me preocupa la sospecha de que yo podría haber seguido un camino parecido, pues el razonamiento culinario del Cocineri Novati me ha parecido lógico. Contaré mis aventuras este sábado, si nada lo impide.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo la sensación de estar hablando de dos cosas distintas..... ¿Postura dolorosa?

      Eliminar
    2. Lo de la postura, el par de huevos y la nevera, lo dejo al entendimiento de cada uno.

      Eliminar
    3. Había entendido bien... me lo temía.

      Eliminar
  10. Si mi torpeza sirve para evitar otra catástrofe me doy por satisfecho. No se guíe por el instinto señor don Pablo, recuerde, fiel a la receta, que por cierto acabo de notar que ha cambiado ligeramente, ejem, ejem, señora Cuentista.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es estimado novato. Para evitar disgustos he quitado la opción de elegir entre 250 gr. y 300 de espaguetis.

      Lo dejo sin opción. 250 gr. y punto....no puedo confiar en el criterio de algunos lectores. Y estoy por quitar la opción de elegir la cantidad de huevos dependiendo del tamaño y medir la cantidad en gramos.

      Eliminar
    2. Cantidades exactas. Yo ya lo dije con mis tortitas.
      En efecto, si nos dejamos llevar por el instinto se nos pondrá cara de verrugato y/o mamonsillo chino.

      Eliminar
    3. Y mi cara aún está recuperándose de pronunciar jijomate.

      Eliminar
    4. ¿Cantidades exactas?

      Ya sabía yo que contigo iba a tener problemas en ese sentido, deberías haber estudiado algo más alternativo o más artístico.

      Tu vena física me va a generar disgustos... lo veo venir....

      Una cosita más: Tu cara no tiene recuperación posible ;P

      Eliminar
  11. Hecha la tortilla. He triunfado a un 80%, me ha faltado un quinto huevo (no hay quinto malo) y cuajarla un poco más. De sabor está muy buena: Laura ha puesto la misma cara que Rémy de Ratatouille cuando huele lo que está cocinando. A mí me ha recordado a los carbonara, probablemente también por haberla dejado poco cuajada.
    Naturalmente, las experiencias previas de otros lectores me han tenido sobre aviso para los problemas que podían surgir ;-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un 80% es mucho chivillo, pillar el punto a esa tortilla es complicado porque depende mucho de los quesos que se pongan.

      Esa carita de Rémy me la hubiera comido yo a besos...

      Yo voy a animarme y a probar con otros ingredientes, tal vez con unas gambas al ajillo y unas gulas.

      Mañana vendrá Mario a la óptica y es posible que me traiga una tortilla de espaguestis prometida MUY SORPRENDENTE.

      Mañana os contaré....

      Eliminar
    2. Un poco de reposo y unos minutos al calor del horno post galletas (la masa se puede congelar tranquilamente) y solucionado el asunto del cuaje tortillil.

      Eliminar
  12. ¡Pruebas superadas!

    Y con información útil, si es que los hay que valen tanto pa un roto como pa un descosío....

    Gracias chivillo.

    ResponderEliminar