martes, 10 de junio de 2014

Érase una vez... Focaccia



Muy de refilón la Cuentista os ha hablado alguna vez de Patri.

Patri entró en su vida hace unos años como “mamá del cole” y poco a poco se hizo un hueco en la vida y en el corazón de la Cuentista.

Antes de nada debo aclarar que Patricia es otra Cuentista de la vida, imaginativa, chisposa, con esas salidas de tono que si no pillas te dejan muerto matao, irónica y de humor afilado. La vida pasa a su lado y parece que ella no mira, pero ve. Siempre ve.

Muchas veces pienso que Patricia debería ser conocida como “la mujer bota” porque es de esas personas que suelen dejar huella. Generosa, buena y absolutamente loca.

Por esas casualidades de la vida, esas que tanto se dan en mi vida de Cuentista, el mismo día que los niños empezaban las vacaciones de Semana Santa decidimos irnos juntas a la cabaña. Coincidía que también venía Pablo, el hermano de la Cuentista (conocido ya por todos a estas alturas) y su hija Laura, por lo que así juntábamos a los cuatro bichillos para poder jugar en el río y pasarlo de miedo. 

Y allá nos fuimos todos.

Realmente la Cuentista iba con intenciones aviesas, quería preparar recetas nuevas, encender y probar el horno de leña con algunas y necesitaba conejillos de indias: de ahí que necesitara invitados.


Vamos a aclarar que Patricia no es una gran amante de la cocina, de hecho no le gusta cocinar… y quiero gritar aquí y compartir con todos vosotros que cocinó mucho y muy bien durante esos días.

Después me reconoció que la relajación y paz de la cabaña la hicieron sentir “como si estuviera fumada”.

¡¡Eso debió provocar sus ganas de cocinar!!

Una de las recetas que salieron de esos días fue una focaccia esponjosa.

No necesita amasado por lo que todos deberíais preparar ésta receta al menos una vez sin añadir ingredientes extra, como pan sin más. Debo decir que NO TIENE NADA QUE VER CON LA FOCACCIA clásica por lo que no debéis esperar un pan-pizza. Queda como pan, pan.

La podéis hornear con los ingredientes que queráis (bacon, chorizo, queso, aceitunas verdes, ajo, loqueseosocurra…) y comerla como tostadas, como bocadillo o a bocados. En ésta ocasión dejé que cada cual cortara la focaccia al gusto, en la mesa había una ensalada de berros con higos y terminamos preparando minibocadillos con la ensalada.

De la despensa:
Para la base de pan sin relleno:



500 gr. de harina de fuerza.
400 gr. de agua.
1 cucharadita de sal.
25 gr. de levadura fresca.

Para mi focaccia:
1 puñado de aceitunas negras aliñadas con pimentón.
½ cebolla roja.

Manos a la obra:
1. Separar medio vaso de agua y diluir la levadura. Reservar.
2. En un recipiente echar la harina, el agua, la sal y la mezcla de levadura diluida.
3. Mezclar todo con una cuchara o con la mano.
4. Cortar la cebolla en tiras. Echar a la mezcla.
5. Deshuesar las aceitunas, cortarlas por la mitad y añadir a la mezcla.
6. Mezclar todo, tapar con papel film y dejar reposar en un sitio sin corrientes un mínimo de dos horas. Cuántas más mejor. Con el paso de las horas crece muchísimo y se llena de agujeritos de aire. Esa es la gracia.
7. Untar con aceite un molde, yo utilizo una bandeja pirex rectangular, si es grande la focaccia quedará más planita. A gustos.
8. Echar toda la mezcla en el molde elegido y NO TOCAR MUCHO, dejar reposar media hora más y ella sola se asienta con la forma que quiera.
Precalentar el horno a 250º
9. Echar un vaso de agua dentro del horno, en la bandeja inferior o con vaporizador si no tenéis. Eso nos hará una corteza estupenda.
10. Hornear a 250º  entre 5 y 10 minutos, bajar la temperatura del horno a 200º y dejarlo 20 minutos más

Y colorín, colorado....ésta receta se ha acabado.

41 comentarios:

  1. Doy fe de todo lo que se cuenta. Si se me permite y si no, también diría que el estado de Patricia era parecido al que se conoce como "la hierbas" por la serie Aquí no hay quien viva. Así que puede que se estuviera fumando a sí misma, menos mal que gracias a la buena alimentación no llegó a consumirse, se iba regenerando.
    Le tenía yo ganas a este rececuento, no creo que espere al fin de semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y menos mal que se regenaraba... sería una pena que se consumiera.

      Sabía que tenías ganas de éste rececuento, sabiendo que la has comido eso significa que tienes ganas de repetirla.

      Eliminar
    2. Si además la preparas antes del fin de semana... será que te gustó y ¡¡mucho!!

      La verdad es que yo también la preparo bastante, está buenísima y es muy fácil prepararla.

      Para la foto decidí cortarla en "tostas" y prepararlas con mortadela de Bolonia, queso de cabra, cecina y un trozo lo corté a modo de bocata y lo rellené con ensalada de canónigos y gulas.

      La cena estuvo bastante bien :))

      Eliminar
  2. Sin palabras,me quedo ya os vale!!, solo puedo decir lo de siempre gracias por esos dias tan lindos,y lo fumada es un estado que tiene mi cerebro de actuar, no sé...es que pienso demasiado o nada pero es algo en mi que viene de fabrica.....que voy hacer soy asi,eso si tengo claro sois un amor y cruzarme en la vida con vosotros un placer.la hierbas aromaticas vale!!! Ah y yo con esta mujer acabaré cocinillas seguro, pedazo cocinera en un pispas preparaba de todo y encima todo buenisimo como no estar flipada....vivan las drogas,la cabaña,la comida de delia,la luna y las estrellas y la madre que te parió

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Patri...

      La verdad es que tenía que haber metido a la luna en el cuento, me guardo ese café compartido en un momento absolutamente perfecto para el siguiente rececuento de ese fin de semana. Porque nos salieron varias recetas ricas.... y todas irán pasando por aquí.

      La verdad es que hay veces que las cosas salen redondas (como esa luna que nos acompañó) y esos días todo nos salió sobre ruedas. Para nosotras queda, gracias por acompañarnos y hacernos reír mujer bota.

      Eliminar
  3. Finalizados los piropos y abrazos blogueros, vayamos al fondo del asunto: ¿es fácil conseguir harina de fuerza? ¿Necesitaré ayuda si se me resiste? ¿Conseguir levadura fresca, fácil es? ¿Por qué vuelves a medir un líquido en gramos en vez de alguna unidad de volumen más apropiada? ¿Por qué, oh, por qué no será otra vez Semana Santa en la cabaña? Y de paso, con Sonia Wikimaster también.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tanto la harina de fuerza como la levadura fresca las puedes encontrar en cualquier supermercado sin esfuerzo.

      Conociendo tus dificultades para encontrar supermercados normales... te diré que en el Mercadona que tienes al lado de casa hay ambos ingredientes.

      La próxima vez que nos veamos te regalo una balanza... pon 400ml de agua y te queda perfecta.

      Y como llega el verano... ¿Qué te parece si en lugar de esperar a Semana Santa os venís unos días y volvemos a hacer "prueba de recetas"?

      Eliminar
    2. Con Sonia wikimaster... ofcors....

      Eliminar
  4. Estimada Cuentista, estimados lectores de Cuentos de sal y pimienta.

    Heme aquí de nuevo con fuerza, como la harina, deseando preparar algo nuevo. Hoy a mediodía he estado a punto de preparar la focaccia y dejarla reposar para hornear por la noche, ya que tenía de todo (o eso pensaba), incluso ¡unas aceitunas negras aliñadas con pimentón! ¿Serán las casualidades?

    Pero me ha fallado la harina de fuerza de la que sólo me quedaban 300 gr y como soy novato en el arte de la cocina (aunque sepa preparar tarta de manzana) he preferido esperar hasta mañana y no mezcarla con harina normal. Es por ello que he investigado acerca de la harina de fuerza y me he alegrado por haber esperado a comprar lo que me faltaba. Aun asi, dejo los menesteres wikipeístas a la señora Blázquez, alias "la corta y pega".

    Me pregunto yo, ¿por qué me lanzo tan rápido a preparar las recetas? Si es "más mejor" esperar a que alguien se equivoque antes y nos cuente los posibles errores... ¡Ay! Novato hasta para eso.

    Deseando poder degustar ésta maravillosa focaccia, se despide atentamente el cocinero novato que sabe hacer tarta de manzana.

    P.D.:Señora Materia lista,!!quiero mi chapa!!, me cae usted bien, que lo sepa.

    ResponderEliminar
  5. Estimado cocinero novato

    La receta original de ésta focaccia era con harina normal, me alegra que haya decidido esperar porque con harina de fuerza queda mucho más esponjosa.

    Y me encanta que se lance de cabeza a preparar las recetas porque así se aprende. A cabezazos.

    Estoy deseando que la prepare y nos aporte su veredicto.

    ResponderEliminar
  6. Para todos los que se plateen preparar ésta receta:

    Las aceitunas negras son prescindibles, yo preparé la focaccia un día que no tenía en el frigorífico ese tesorito negro y lo que hice fue añadir a la masa (cuando hice la mezcla) un poquito de pimentón dulce. Estaba deliciosa. En honor a la verdad diré que en casa son más prescindibles las aceitunas que el pimentón.

    Ésta receta permite las variaciones que cada uno quiera realizar...

    ResponderEliminar
  7. Tenías razón... me encanta esta receta... y la posibilidad de rellenar el pan con casi cualquier tipo de ingrediente, abre ante mí un universo de calóricas posibilidades... pero casi me ha gustado más el término de "mujer bota"... te lo copio!! jejeje

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo sabía... ¡Pensé en ti cuando la publiqué!

      Ahora te relees los alimentos de temporada y piensa en qué comprar para acompañar a la focaccia. Ya verás como no te parece tan descabellada la lista.

      Me encanta que te guste el término "mujer bota", ya sabes que por estos lares inventamos vocabulario, cualquier día aparecen los de la RAE para vetarme. O los de la SGAE.... para no permitir que se usen en otros sitios :O

      Hasta entonces copia lo que quieras...

      Eliminar
  8. Señora Cuentista, la masa está "reposando", tic tac tic tac.
    Tengo dos posibilidades, que repose 4 horas o que repose 8. No me gustaría llegar a casa y encontrarme con que no puedo abrir la puerta porque la masa ocupa cocina y pasillo ¿qué hago señora Cuentista? Estoy por abandonar mi puesto de trabajo y acercarme para ver si el monstruo ha duplicado o quintuplicado su tamaño.
    Debería haber dejado unas llaves a algún vecino para que entrara a cuchillo en caso de escuchar algún ruido monstruoso.
    ¡Oh! Me acabo de dar cuenta de que no la he tapado con papel film sino con un trapo de algodón, por lo que tiene hueco para escapar. Abandono mi puesto de trabajo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seamos positivos Don Gelete,

      Quiero recordar que puso en una respuesta que no tenía internet en casa y robaba la señal a una vecina... en caso de encontrar la masa por el pasillo... comparta usted con los vecinos la focaccia, y se ganará la wifi compartida gratis y sin necesidad de hurtarla a escondidillas.

      Con cuatro horas de reposo y harina de fuerza va perfecto... si lo deja ocho horas no deje de fotografiar lo que ocurre cuando abra la puerta...

      Eliminar
  9. Según sucedieron los hechos aquí contados , esa cabaña tiene"algo" misterioso-mágico-esotérico ......¿Qué tipo de aires circulan por allí? , ¡Me encantan la lavanda , el Romero y demás hierbas aromáticas! y no digo más que estoy a un paso de pasar de Hada a Bruja .......

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi querida Bruja Seoane...

      Los aires que circulan por la cabaña son realmente mágicos, la verdad.

      Todo aquel que entra en ese pequeño reino perdido del mundo suele sentir que lo que hay fuera no es real. El sitio es mágico y se respira en el aire, el río, los árboles y la naturaleza. Son un verdadero privilegio para los sentidos.

      Espero que la lavanda, el romero y las demás hierbas aromáticas las utilice para cocinar... ;P

      Eliminar
    2. Perdón... se me ha escapado "Bruja Seoane..." está claro que quería decir "Hada buena Seoane..."

      ¿En qué estaría yo pensando?

      :))

      Eliminar
    3. ¡Ya me había imaginado la cabaña por todo lo aportado anteriormente !Pero con esta descripción tan exacta ya es que directamente la visualizo . Estaba valorando hacer esta receta pero es que me ha entrado un terrible pánico y no es por la lista de la compra del mes ( que tenía atemorizada a la pobre cuentista) sino por los efectos secundarios ocasionados que parecen perdurar en el tiempo .
      Y .....¿Perdonada? .... ¡ Nooooo ! A menos que sea agasajada con unos higos del cocinero ex- novato en concepto de injurias y calumnias , si no le ha reventado la casa con la masa en reposo.
      ¡Qué viva la cabaña! ......

      Eliminar
    4. Hada buenísima Seoane, dulce y generosa... en la cabaña hay dos higueras de las que podrá coger tantos higos como quiera usted misma si soy perdonada.

      No sienta miedo a preparar ésta receta tan absolutamente fácil de realizar y los efectos secundarios serán que su familia querrá limpiar la cocina tras probarla ;))

      Yo también espero que su casa no haya reventado con la masa... no sabemos nada de él...

      Eliminar
  10. Que estupenda receta!, me gustaría saber que había en esa cabaña para que os inspirase a crear esta magnifica focaccia, porque a mi cuando no estoy en casa me entra una vaguitis que no me deja hacer nada, bss!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Rosario, la verdad es que en la cabaña te inspiras rápido porque está en el valle de la montaña y hay mucha paz y tranquilidad, apetece cocinar allí y el horno de leña ayuda mucho...

      Si añades que estaba entre personas a las que me gusta ver felices, el resultado es que me apetece cocinar de todo.

      Salieron más de seis recetas tan buenas como la focaccia.

      Ojalá os gusten todas, porque a nosotros nos encantaron.

      Eliminar
  11. Tengo muchas pero muchas ganas de hacer y comer focaccia !!!

    Desde que vi a Lorraine Pascale hacerla, le tengo ganas, pero ... que si un día por otro, aún no la hice, y ahora al ver la tuya pues ... me has tentado, así que ... espero no tardar mucho en hacerla.

    ¿La Cabaña? Suena a lugar paradisíaco jajajaja

    Besotes

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay Cris, ésta focaccia es muchísimo más fácil que la de Lorraine Pascale porque no necesita amasado, solo reposo.

      Yo también tengo pendiente la mismo foacaccia que tú desde tiempos inmemoriales... caerá dentro de poco por aquí. Pero al final siempre termino preparando ésta porque no lleva trabajo, la dejo levando antes de ir a trabajar y a la vuelta la horneo. Es tan fácil y rica que me impide preparar la otra :(

      La cabaña es un sitio paradisíaco, sí... mi pequeño rincón en el mundo. Algunas veces pienso que deberíamos juntarnos unos cuantos blogueros y preparar un fin de semana de "experimentación de recetas" allí... ¡¡Nos iban a salir entradas para medio año!!

      Eliminar
    2. "La mismo foacaccia". Grandes palabras. Y de levando no he encontrado ninguna referencia culinaria. Debemos avisarles para que lo corrijan, a los chicos de la RAE.
      La cabaña es un rincón paradisíaco, pero no solo tuyo, como bien sabes, nos apuntamos unos cuantos más.

      Eliminar
    3. Cachis en la mar Pablo... ¿Por qué no lo he revisado? ¿Por qué? ¿Por qué?

      Los de la RAE deberían pasar definitivamente por aquí, se iban a quedar "pasmaos" con el grandísimo e imaginativo uso que hacemos del castellano.

      Con respecto a la cabaña te diré que así es, es nuestro rincón. Tú has barnizado y colocado tantas piedras que la cabaña te quiere más que a mí.

      Eliminar
    4. Suena bien esa kedada en la cabaña !!!

      Molaría muchísimoooo

      Besos linda

      Eliminar
    5. Pues eso hay que hablarlo, cuando planeaba el blog siempre pensaba en lo bonito que debe ser quedar con personas que comparten tus aficiones y poder conocernos en persona.

      Un beso guapa.

      Eliminar
  12. Siento comunicar a todos los que seguís éste blog de recetas y cuentos que me ha llegado un mensaje ahora mismo a mi teléfono:

    El mensaje me llega desde el teléfono de un bombero de Elche, lo escribe el cocinero novato. Me ha pedido que escriba en su nombre que no tiene batería suficiente para conectarse porque por lo visto todavía no han podido echar abajo la puerta de su casa. Supongo que en breve podrá escribirnos él mismo los sucesos acontecidos a la focaccia.

    ResponderEliminar
  13. Creo que la historia se asemeja a "El increíble Hulk". "La Masa", como también conoceremos en breve esta foccacia, ya habrá conquistado Elche y comido dátiles frescos, espero que nos deje alguno a los demás.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :))

      De momento siguen desaparecidos los dos. Tres, si contamos al bombero que ha prestado su teléfono. Mañana por la mañana encenderé la televisión para ver las noticias y enterarme de lo ocurrido.

      Eliminar
  14. Estimada Cuentista, estimados lectores de “Cuentos de sal y pimienta”, estamos sanos y salvos. Mi retoño, los bomberos y yo, hemos cenado la peligrosa focaccia. Nunca se ha visto nada igual.

    Está riquísima, la hemos acompañado de jamón serrano, tomate con ajo y aceite. Rica, rica, aunque como dice el dicho (valga la rezumbancia), me ha salido costado la torta un pan, entre bomberos y puerta… ¡Pero qué co***es! Estaba buena y es lo que importa.

    Ya que he sido el primero en lanzarme, voy a contar los problemas con los que me he encontrado por si sirve de ayuda a los siguientes compañeros ya de Cuentos.

    Con las prisas y los bomberos hambrientos he echado la masa en un recipiente grande de cristal, pero sin untar con aceite. Temía que se iba a quedar todo pegado por lo que lo he pasado a otro un poco más pequeño. Pues bien, la focaccia se ha quedado un poco gruesa y poco hecha por el centro. Usen pues, recipientes grandes; consejo de novato.

    Otra duda que he tenido ha sido el tiempo de horno: Señora Cuentista, dice usted que primero horneemos entre 5 y 10 minutos a 250 grados y después 20 minutos más a 200 grados. Si lo he tenido fuerte 5 minutos, ¿debo alargar a 25 después? (cosa que no he hecho) ¿Puede haberme quedado pelín cruda, perdón, poco hecha, porque le faltasen 5 minutillos más?

    Mañana tendrá en su poder las fotografías para que aparezcan en “todos escribimos cuentos”.

    Saludos cordiales, se depide el cocinero novato que sabe hacer tarta de manzana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado cocinero novato,

      Habría venido bien el dejarla 5 minutillos más, sobre todo si ha salido gruesa.

      La gracia de las focaccias es que suelen ser panes planos tipo "torta". Si quedan gruesas es fácil que se queden un poco húmedas en la zona central. Sobre todo ésta, por la gran cantidad de agua que lleva.

      Me alegro muchísimo de que al final haya conseguido entrar en casa y que el bombero se haya quedado a cenar, es una manera estupenda de conocer a nuevas amistades. Muchísimo mejor que edarling (o como quiera que se llame).

      De entrada ya sabemos su profesión y no albergamos dudas sobre si la foto es real o no :)

      Eliminar
  15. La experiencia ha empezado con la compra de los ingredientes: todo iba bien hasta que me he encontrado con que la levadura fresca no estaba donde la levadura normal. La harina de fuerza sí estaba, pero la levadura no. Indignado, he llamado ipso facto a la Cuentista para manifestar mi enojo y ella, tranquila y alegremente, me ha dicho que la levadura fresca se encuentra donde los frescos y yogures. Iba a protestar, pero finalmente me ha parecido lógico y simplemente he ido a buscarla, con cara de resignación que la Cuentista no podía ver, y allí estaba.
    Pizpireto yo y pizpireta Laura nos hemos puesto manos a la obra sin mayores contratiempos. He dejado la masa reposar en lo que a mí me parecía un recipiente grande y he seguido con mi vida. A las dos horas, he ido a visitar a la Masa (desde ahora con mayúsculas, para manifestar mi respeto) y me la he encontrado intentando huir del recipiente tras haber superado la barrera del papel film. Si no lo creéis, la Cuentista tendrá las fotos con las pruebas. He recordado al Sr. Don Gelete y los bomberos, pero he llegado a tiempo de controlar la situación. Si llego a tardar un poco más, este relato lo estaría contando la Masa después de haberse zampado al hermano de la Cuentista, a su hija y al perro.
    En estos momentos la Masa está en pleno segundo reposo, el de la media hora, el primero ha sido finalmente de 3 horas.
    ……..
    El resto del proceso ha finalizado sin incidentes, la Cuentista dispone de todo el material fotográfico. Todavía no la he probado, so pena de abrasarme la lengua, pero huele bien, la verdad. Añado que el calentamiento en el horno ha de ser sin aire caliente, característica que según parece solo se utiliza en repostería de bizcochos, porque como recordaréis tampoco se usaba en las galletas de mantequilla.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me tienes tronchadita de risa....

      Copio y pego un comentario tuyo: Iba a protestar, pero finalmente me ha parecido lógico y simplemente he ido a buscarla, con cara de resignación que la Cuentista no podía ver.

      ¿Iba a protestar? ¿Finalmente me ha parecido lógico? ¡¡¡HAS PROTESTADO Y GRUÑIDO!!!

      Has protestado a mediodía y por la noche cuando hemos hablado para ver cómo iban tus avances, si hasta he tenido que explicarte que lo que normalmente llamamos levadura (sobre de Royal) no es levadura... es química.... Que si no entendías por qué no estaba con la levadura normal si es una levadura, que si para aquí, que si para allá....

      No he visto tu cara de resignación, cierto es. Pero me la estaba imaginando perfectamente con tus "grnf, grnf, grnf".

      Estoy segura de que el Sr. Don Gelete te dará gustosamente el teléfono de su bomberito, por lo visto han ido intimando y quiere grabarse a fuego "merendera, merendera..." debe ser majo el bombero.

      La Masa ha quedado con muy buena pinta al convertirse en focaccia, estoy deseando que la pruebes y me digas qué tal te ha quedado por dentro y si os gusta.

      Eliminar
    2. Tú me has oído gruñir y eso no ha sido gruñir.
      La focaccia ha salido muy rica, nos ha gustado a los tres. Es más, al hilo de otros comentarios de este hilo, la Masa se comería a sí misma si pudiera.

      Eliminar
    3. Hombre, no ha sido un gruñir Pabluno.... Pero ha sido un gruñido, bueno, venga, va, lo dejaremos en quejío.

      Me alegra que os haya gustado, tienes que contarnos con qué la has servido en la cena.

      Y para la próxima....

      Si en lugar de cebolla y aceitunas echas ingredientes más secos, queda más "pan"

      Eliminar
    4. Estaba buenísima!! Me ha gustado tanto, que mañana me voy a llevar un trozo al trabajo para desayunar, en una merendera claro ;))

      Eliminar
    5. Me alegro muchísimo chivilla.

      Esperaba que os gustara y debéis probarla con otros rellenos. Pablo estuvo a punto de meter nueces, con buen criterio decidió no mezclar nueces con aceitunas y cebolla....

      Un pan de nueces no necesita nada más, si queréis otra opción... yo lo voy a preparar con trocitos de chocolate y un chorrito de Grand Marnier (licor de naranja, antes de que os echéis todos encima).

      Eliminar
  16. Por cierto.... y para que todos lo sepan:

    Pablo comentó ayer (por teléfono) que era tan fácil hacer la focaccia que la iba a repetir semana sí y semana también. Realmente es una manera muy sencilla de tener pan casero siempre, sin trabajar.

    ResponderEliminar
  17. Señor don Pablo, se ha jugado la vivienda de una forma muy irresponsable. Esa MASA, tiene vida propia. Yo también la prepararé a menudo porque es muy fácil, pero sin perderla de vista ni un momento.

    ResponderEliminar